sábado, julio 28, 2007

Séptima Crónica: Teoría

Demantus - 15 años.

Delvan y Demantus estaban sentados contra una roca, exhaustos. Las pilas ardientes de cadáveres que los rodeaban consumían los restos de cientos de hombres de la milicia de Kerath.
Delvan, entre pesadas respiraciones de cansancio, sacó un objeto esférico del bolsillo de su túnica. La esfera brillaba con destellos de luz púrpura y cambiantes manchas negras.

-Demantus, desde hace tiempo he tenido una teoría basada en las investigaciones que comencé en la Academia de Vatha, y hoy la he comprobado. Cuando un ser muere la energía resultante de cruzar el velo deja una impresión en el plano material, un aura residual. La energía de la cual está compuesta esta aura depende del ser que acaba de morir. Por ejemplo, cuando un árbol muere, deja un aura de energía natural, la cual es usada por su entorno para nutrir a los demás seres vivos. Los hombres de Kerath, al haber llevado una vida llena de maldad, dejan un aura maligna en el lugar donde mueren. Esta energía, al quedar libre, puede contaminar el entorno, o peor, puede ser usada por hechiceros para el mal. Estoy seguro de que, incluso a un nivel inconsciente, Kerath siente estas energía y puede controlarlas e invocarlas, y él no es el único hechicero oscuro de nuestro plano.
-Maestro, ¿un hechicero puede invocar energía de otros lugares?- preguntó Demantus.
- Recuerda que la diferencia entre un hechicero y una persona común es la capacidad de canalizar energía y moldearla a su voluntad. Hasta ahora tus hechizos se han basado en la energía dentro de ti, pero hay más. La fuente más grande de energía para un hechicero es el mundo, Demantus, su plano natal. Nosotros nacimos en Teluria, al ser nuestro plano natal podemos tomar su energía. Tú lo hiciste en una ocasión de manera inconsciente, la noche que encontramos el pueblo en llamas invocaste el fuego que consumía el lugar para atacar a tus enemigos. Pero estas fuerzas son tan crudas que se necesita una cantidad considerable de control para usarlas de manera consciente, el cual creo que ya posees.
En eso se basa la solución en la que he pensado.- dijo Delvan mirando la esfera luminosa.- He creado un hechizo que encierra esa aura residual en un contenedor, los residuos dejados por todos estos hombres están encerrados en esta esfera, donde no pueden hacer daño.
El ejército de Kerath, el verdadero ejército, es tan numeroso y tan vastamente más maligno que toda la energía que quedaría en caso de ser totalmente exterminado sería suficiente para que otro Señor Oscuro subiera al poder, o de ser dejado libre el efecto de tanto mal concentrado podría causar daños irreparables en la esencia de Teluria.

En el frío vacío de la Potencialidad existen pequeñísimas esferas que pueden ser ampliadas y transformadas hasta formar un plano nuevo e independiente de los demás. Se necesita un hechicero en exceso poderoso para lograr tal hazaña, pero creo que tú y yo podemos lograrlo. He localizado una de esas esferas, Demantus, y pretendo enviar toda esa energía negativa allá, canalizándola para encerrarla por siempre y erradicar la huella del cáncer que es Kerath.-

Etiquetas: ,

3 Comments:

Blogger Marya Gio.... said...

Una esfera, VIOLETA…
Encierro mi maldad
Y curo el cáncer de mi plano existencial.

Para un artista
Como tú.
Siempre ha de haber soluciones
Mágicas
Memorables

Debes patentar….

¿Cómo puedo escribir en un comentario, (me gustó mucho (con voz de poeta))sin parecer corriente?
me gusta mucho lo que haces… (sonrisa)esperando sea la mejor manera.

31/7/07 8:12 p. m.  
Blogger Mondblume said...

¿Encerrar la maldad en una esfera, Marius?

4/8/07 11:26 p. m.  
Blogger Cheve said...

¿Y porqué no? Puede ser útil contra esos profesores satánicos que dejan demasiada tarea...

10/8/07 8:50 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home